Vida saludable!!

A estas alturas y con mi doble vida en Instagram y aquí ya no recuerdo si os comenté que estaba haciendo la dieta Scardale. Es una dieta hiperproteica, que reconozco que he hecho varias veces en mi vida, porque siempre me ha funcionado.

Esta vez también! Perdí 6 kilos en 2 meses y eso que me la salté a la torera unas cuantas veces, bueno, bastantes. Pero no es sana y me daba miedo el día después y el efecto rebote y, lo reconozco, estaba ya aburrida, por lo que decidí ir a una nutricionista.

Sí, ya puedo deciros eso de..... "mi nutricionista dice:", ja, ja, ja, que snob, no?

Pero bueno, mi nutricionista dice que nada de Scardale que descalcifica!! Y que hay que hacer 5 comidas al día, y que al menos en tres tiene que haber un hidrato, Entiendase por hidrato: pan, pasta, patatas o legumbres!! Como diría mi hija: Toma ya!!

Así las cosas, y para ayudaros con algunas recetas saludables, pero ricas, que yo soy de poco sacrificio la verdad, hoy os traigo una deliciosa pizza de espelta!!

Pero no creaís que sólo horneo, he vuelto a coser y estos son algunos tapetitos que acabo de terminar:



También sigo practicando con mis tintas y mis pinturas acrílicas:


E intento hacer algo similar a pintura china!!



Y hago mis pinitos de scrapbooking, con estas pegatinas de una tienda muy chula que os pondré en la Guía de Navidad (shhhh, ya falta poco!):



Hice este dashboard tan chulo, laminado y todo:


Y ahora a por la receta!

Pizza de espelta integral

Ingredientes para dos bandejas de horno:

380 gr. de harina de fuerza + 100 gr. harina integral de espelta +20 gr. harina de gluten

1 cucharadita de sal (podéis probar con sales aromatizadas)

1 cubito de levadura fresca o un sobre de levadura rápida de panadero

1 cucharadita de azúcar moreno (o blanquilla , si no tenéis otra)

2 cucharadas de un buen aceite de oliva

325 ml de agua

Elaboración:


En una jarra mezclais el agua, el aceite, azúcar y levadura. Se mezcla bien y se deja reposar unos minutos.

Mientras mezclais bien las harinas y la sal y las colocais haciendo un volcán en la encimera o en un recipiente ancho. 

Poco a poco echad el agua en el centro e id dando vueltas con un tenedor incorporando la harina, hasta que esté todo mezclado. 

En ese momento, enharinad una superficie y vuestras manos y amasad todo muy bien. Podéis dejarla reposar 10 minutos y luego volver a amasar hasta que esté elástica. Haced una bola y colocadla en un cuenco enharinado y cubierto de un paño.

Si vuestra cocina está fría, podéis encender el horno a 250º durante 1 minuto y lo apagáis. Con el horno apagado, meted vuestra masa a levar. Debe doblar su volumen, entre hora y media y dos horas.

Una vez levada, hay que amasarla otra vez muy bien, para que suelte todo el gas. En este momento, podéis dividir la masa en dos , por ejemplo, y una la envolvéis en film de plástico y la podéis congelar. Para usarla, deberéis sacarla unas dos horas antes del congelador.


Ahora toca estirarla con un rodillo hasta que esté fina. Lo ideal es estirar la masa un buen rato antes de rellenarla.Veréis que estira muy bien y es muy muy elástica. Podéis recortar algunas tiritas de masa y hacer compartimentos para los distintos rellenos que queráis emplear. 

Por ejemplo así, de forma que podéis optar por un relleno más de dieta (mozzarella, lonchas finitas de calabacin, un poquito de tomate frito y una lonchita de salami en trocitos) y otro más indulgente:



En este caso, alrededor de la pizza coloqué tiritas de un dedo meñique de grosor de queso y enrollé la masa por encima. No os recomiendo usar queso rallado, pues se pierde al fundirse.

Para hornear, precalentar el horno a 250º y hornear entre 12 - 15 minutos.

Después sólo toca disfrutar!!

Pronto os traigo un gratinado de calabaza que está delicioso y la receta del pan de molde que he horneado hoy. Podéis ver la foto en mi perfil de Instagram: @patchwork_and_cakes

Un beso y feliz semana

Josef

Comments

CAROLINA said…
¡¡Que bueno!! Yo te iba a recomendar que fueras a un nutricionista, cuando vi algún comentario de que estabas en ello.
Esas dietas "milagro" son muy peligrosas, cuando somos más jóvenes (recalco el más) nos pueden funcionar, pero llega un momento en el que lo único que puede hacer es hacer daño.
Yo también he ido a una nutricionista, me ayudó mucho durante la quimio, y luego a recuperarme. Además que te enseña a comer de forma saludable para tí. Yo por ejemplo, no puedo comer nada de verduras crudas por la noche, ensaladas nada de nada.
En cuanto a las pizzas, yo también las hago en casa, y también hago las masas. Esta me encanta, asi que me la apunto.
Y también la hago al gusto del consumidor, aunque últimamente tengo un truquillo: les rallo calabacín, para que coman verdura y ni lo notan. Eso sí la pizza queda muchisimo más jugosa.
Un beso guapa

Your choice this month:

No es un adiós, es un NOS VEMOS EN SEPTIEMBRE

Welcome to my new blog!!

Bizcochos pluscuamperfectos!!