Otro año que se va!!

Hoooooola!! No os tengo abandonad@s , es que el mes de diciembre requiere de tantos preparativos que no llego a todo. La Guía de Compras de Navidad ha sido un éxito y os lo agradezco enormemente.

Hoy podía haber empezado hablando de las decepciones que te llevas a veces y te dejan el corazón triste, pero me niego, porque no merece la pena, porque estamos en Navidad y porque también te llevas sorpresas preciosas con gente linda que sin conocerte prácticamente se tira un día dibujando y recortando una urbanización para tu peque y te la manda desde Polonia y encima se disculpa por no mandar nada más........y nada menos!!!



¿No os parece una maravilla? Por supuesto, a la destinataria le entró la risa floja en cuanto la saqué del sobre y le ha faltado tiempo para empezar a coloreala.

Y realmente de eso se trata la Navidad, como dice el anuncio, de hacer feliz a alguien y en eso mis chicas de las #postalesviajeras de Instagram son expertas. Es maravilloso abrir tu buzón y encontrarte cartas inesperadas llenas de estrellas, pegatinas, chocolate................... y claro hay que responder!! Y en eso he estado, preparando algunas cositas, como estos tags de piel, pintura acrílica y tinta, bien varnizados para que no se estropeen:


Algunas cositas de costura, como el miniquilt sacado de un patrón más grande de Belén de Simply Patchwork, que se fue nada menos que hasta Malasia:


El punto de libro me lo hice para mí, que también tengo derecho, no??? :)

Pero claro, a estas alturas estaréis esperando recetas, que os conozco y justo hoy no os traigo ninguna, pero sí un truco genial que va a salvar vuestra cintura y me lo vais a agradecer eternamente. Eso sí, nada de chivarse a Isabel de Aliter Dulcia, o viene a cortarme algo más que el pelo!!

Primero, las fotos, luego el truco!!

El pan es la receta de pan de leche de Dan Lepard, que está buenísimo y al que añadí una parte de harina de espelta, porque soy incapaz de hacer pan blanco sin más. 

El resto de fotos son dulces navideños que he aprendido a hacer en el curso de Aliter Dulcia, que ha sido una pasada y del cual aún me faltan muchas recetas por hacer, pero que iré poco a poco:





Como os podéis imaginar, todas estas recetas llevan mantequilla, cuya composición por 100 gr. aproximadamente es la siguiente:

Calorías 753
Grasa 83 gramos
Proteinas 0,8 gramos
Hidratos de carbono 0,8 gramos

Y el queso Philadelphia Light tiene la siguiente composición por 100 gramos:

Calorias 178 
Grasa 14,5 gramos
Proteinas 7,5 gramos
Hidratos de carbono 3,5 gramos

Bueno, pues si sustituimos en una receta de pan, galletas o brioche un tercio de la mantequilla (en caso de algunos tipos de galletas o si sois muy valientes incluso la mitad) por queso crema light estamos bajando drásticamente la cantidad de grasa y perfectamente sale la receta. 

La prueba la tenéis en que en TODAS las recetas de esta entrada he usado ese truco. Evidentemente, el resultado no puede ser idéntico al de usar toda la cantidad de mantequilla, pero en casa nadie se ha dado cuenta (nada sabe a queso) y me han felicitado por las recetas tanto familia como amigos, con lo cual es una forma de controlar la grasa y las calorías.

En fin, yo os informo y vosotros decidís si probáis o no!!

Feliz semana y vuelvo dentro de poquito a desearos feliz Navidad!!

Besos,

Josef

Comments

CAROLINA said…
¡Me guardo ese truquillo, pero ya!
Besos guapa y Feliz Navidad :-D

Your choice this month:

No es un adiós, es un NOS VEMOS EN SEPTIEMBRE

Welcome to my new blog!!

Bizcochos pluscuamperfectos!!